¿Cómo gestionar las emociones?


Las emociones aunque naturales, a veces nos pueden abrumar.

¿Cómo gestionar las emociones?

¿Cómo aprender a manejar nuestras emociones? ¿Cómo aprender a no sentirnos abrumados por la ira, la tristeza, o los celos,...?

En este artículo, voy a intentar darte algunas sugerencias para gestionar tus emociones.

¿Qué sería una vida sin emociones?


Puedes imaginar ya no tener miedo en la montaña rusa, ya no sentir el corazón latir violentamente antes de una cita, ya no sentir asombro...
Las emociones son la sal de nuestras vidas! Ellas alimentan de nuestra sensibilidad, nuestra personalidad y sobre todo permiten ponernos en comunicación con los demás.

Sin embargo, no podemos dejarnos abrumar por nuestras emociones bajo pena de llegar a paralizarnos. Ser guiados por un exceso de ira, de entusiasmo o tristeza nos puede llevar a la violencia, a través de la locura, o a la depresión...

Uno podría comparar las emociones con las corrientes marinas. El navegador puede aprovechar estas corrientes, pero puede dejarse llevar por ellas, con el riesgo de perder el rumbo. Necesita utilizar su quilla y velas para seguir siendo amo de su ruta.

Del mismo modo, tenemos que controlar nuestras emociones, siendo crucial para relacionarnos con los demás.

Si nunca expresamos ninguna emoción, es imposible establecer contactos profundos y satisfactorios.

Si al contrario nos dejamos arrastrar por nuestras emociones, corremos el riesgo de agredir innecesariamente a nuestros seres queridos y provocar conflictos y malentendidos dolorosos.

En nuestra sociedad, ser emocional se considera una debilidad:

Nos han enseñado, a menudo desde la infancia, a no ser emocional, para no mostrar nuestra sensibilidad. Si después de un accidente o pérdida de una mascota, nos daban de respuesta un "no llores "esto no es tan grave"...
Esto también pasa para los adultos, ya sea para expresar alegría o tristeza. Muchas personas se abstienen de una risa sincera. ¿Y qué hay acerca de las reacciones después de un duelo? La tristeza es aceptada pero brevemente! Mientras que no fue hace mucho cuando perder un ser querido, significaba ir vestidos de negro, las mujeres llevaban el velo un mínimo de un año!

Sin embargo es precisamente mediante la aceptación de nuestras emociones, que aceptamos nuestra capacidad regularlas.

Debemos aceptar nuestra vulnerabilidad: a veces temo, estoy triste... Es en ese momento que podemos desarrollar una capacidad para "hacer juntos", es decir que podremos pedir ayuda, y que a su vez podemos dar nuestro apoyo. Esto es debido a la estructura de la sociedad humana. Como no hemos reconocido nuestros defectos, siempre y cuando nos creemos autosuficientes, no sentimos la necesidad de interactuar con los demás.

El primer paso para llegar a manejar tus emociones es reconocerlas y expresarlas!

Pero solo reconocer y expresar nuestras emociones, lamentablemente no es suficiente

Si se gestionan mal las emociones pueden tener un impacto en nuestra personalidad. Te puede hacer ser inhibido, sentirte paralizado por los temores, ser agresivo, encontrase enojado o desarrollar hipersensibilidad.
¿Cómo gestionar las emociones?

Aquí algunos consejos prácticos que te pueden ayudar a gestionar tus emociones:


Eres inhibido o tímido: te es difícil, incluso en situaciones de emociones intensas, expresar tus sentimientos. Las personas que te rodean, tienen una imagen de alguien indiferente, hastiado, insensible.... Esta retención de sus emociones, te permite tener relaciones estables con otras personas pero privadas de afectividad.

-Multiplicar las formas de expresarse: aprende a expresar tus sentimientos a través de la actividad artística; dibujo, teatro, pintura, canto, cerámica, escultura... todas son buenas oportunidades.

-Considerar el uso de un lenguaje no verbal. Los mensajes emocionales van sobre todo a través de gestos y expresiones faciales. Una sonrisa, brazos abiertos, un movimiento afirmativo, son a menudo mucho más fuertes que las palabras.

-También puedes escribir un diario, expresar ahí tus emociones por escrito será un muy buen ejercicio.

Tus miedos te paralizan: Si necesitas hablar en público, o pasar una entrevista de trabajo, pero tus piernas te tiemblan, tu voz se entrecorta, tu cara enrojece. Mientras más altas las apuestas, más pánico!

-Visualizar, imagínate la situación que vas a vivir, imaginar que habla con facilidad. Tratar de visualizar las diversas cuestiones que se pueden poner ante ti, lo previsible como lo incongruente.

-Centrarte en la respiración, exhala largamente. Este ejercicio puede hacerse de forma discreta, y te permitirá neutralizar sensaciones internas.

-Si se trata de una cita con una persona, fijar un punto entre los dos ojos de su interlocutor, da la impresión de estar viendo a los ojos. Si en cambio necesitas hablar a un grupo, mira la línea del horizonte justo por encima del grupo.

-Si a pesar de esto, sientes estrés, piensa en una experiencia positiva! Visualiza una situación donde has logrado mantenerte en calma. Esto te permitirá estar seguro y reducirá tu propia desvalorización.

Tiendes a enfurecerte con facilidad: te dejas llevar por tus emociones y te dejas desbordar por tu agresividad. Enfadarse puede ser incluso positivo, pero debe ser sin exceso, con la persona en cuestión y con razón!

- Acostúmbrese a expresar todas las pequeñas frustraciones que encuentras durante el día. Esto permitirá que no acumules presión que podría explotar en ira al final del día. Aprende a decirle a la gente lo que te contraria de las situaciones que se presentan pero sin exagerar.

- Si vuelves tarde a tu casa después de un día abrumador, no dudes de compartirlo con tu entorno. Esto permitirá intercambios reales con tus allegados, y también permitirá encontrar soluciones.

-Desactivar situaciones que pueden ser difíciles de gestionar, decirle a tu pareja lo que está mal, o explicarle que empiezas a irritarte y que es mejor continuar esa discusión más tarde!

Aprender a manejar las emociones no es cosa fácil, pero seguir estos métodos pueden ayudarte. Expresar tus emociones y responder apropiadamente a situaciones, realmente pueden lograr mejorar tu vida diaria.



Compartir en Google Plus
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario